El culto a la muerte ha persistido a través de los siglos en las más diversas manifestaciones del diario vivir de los mexicanos.
El DÍA DE MUERTOS simboliza la mezcla de devoción cristiana de los españoles con las costumbres y creencias de nuestros indígenas; cuando los españoles conquistaron México los sacerdotes católicos aprovecharon las principales celebraciones de los indígenas para darles forma cristiana y ayudar en la catequesis de los indios.
Entre los pueblos antiguos de México se daba gran importancia al culto a los muertos, siendo costumbre al sepultarlos colocar junto a ellos sus pertenencias más valiosas como máscaras, ídolillos y joyas, pero también se les ponian alimentos y provisiones que se pensaba les serían útiles en el viaje que emprenderían por los “ríos subterráneos” hasta la “región de los muertos”, después año con año acudían a las tumbas a renovar provisiones y alimentos.
En algunas tradiciones indígenas las ofrendas que se daban a los muertos era con la finalidad de que sus espíritus favorecieran las cosechas.
Estas costumbres ya bajo la influencia del cristianismo se convirtieron en lo que hoy conocemos como “Ofrenda del día de Muertos”, una tradición muy mexicana.
La ofrenda
Es un altar en que la figura principal es, naturalmente, Cristo, después otros santos y finalmente los retratos de los difuntos recordados, se les ofrecen las viandas que eran de su gusto, por lo regular guisos y bebidas a los adultos, y dulces a los niños.
La ofrenda se adorna con flores (muy comun el cempazuchil), papel picado, veladoras, entre otros.
Ofrenda en Toluca
Cristo cordero
La figuara estelar es la del borrego o cordero, porque dentro de la trinidad católica Jesús es representado con éste animal.
Alfeñique
Estos dulces de manufactura artesanal no pueden faltar en la ofrenda, son principalmente calaveras de azucar (ahora las hacen también de chocolate o de amaranto) y borreguitos
alfeñiquetol
Flores
El cempazuchil es una flor muy tradicional en las ofrendas, se deshojan estas flores y con los petalos, en algunos lugares es tradicion, formar cruces y caminos desde el altar hasta la puerta de la casa para indicarle al ánima el camino.
Velas
Se prenden con la finalidad de que las almas se guíen y se tiene la creencia de que cuando la llama de las velas se estremece es porque han llegado los espíritus.
Alimentos
Estos varían y son desde mole, arroz, frijoles, tortillas, tamales, tlaxcales, atole, chocolate, fruta fresca o en conserva, hasta platillos mas elaborados; el pan también es un elemento que resalta en la ofrenda aqui en Toluca solo conocemos las hojaldras y las puchas, pero en otros lugares del Estado de México hacen panes especiales para la ocasion como en Santiago Tianguistenco, Xalatlaco, Chiconcuac (aqui le llaman al pan conejos, porque esa forma le dan); en otros lugares del sur del Estado como Tejupilco y Amatepec hacen unas galletitas deliciosas (que ya me estoy saboreando) a las que nombran “gorditas” y que también son tradicionales en esta festividad.
  
En Poza Rica, Ver. acostumbran colocar los guisos calientitos en la ofrenda y cada que se enfrian los vuelven a calentar, si es mole, tamales, tortillas, etc..
 
Bueno pues asi rendimos culto a la muerte en México, y en Toluca.
Salu2 y gracias por visitar mi space.
Mire, orgullosa choricense y mexicana hasta la mmmmmmm
NOV DE 2008